19.2.05

El chiste de la rubia de grandes tetas

Needlenose se sabe un chiste (perfecto para contarlo un viernes por la noche):

Bush y Rumsfeld están sentados en un bar. Entra un tipo, se les acerca y pregunta: ¡Eh! ¿Qué estáis haciendo por aquí?
Bush responde: Planeando la Tercera Guerra Mundial.
Y el tipo responde: ¿En serio? ¡Vaya! Contadme cómo va a ser.
Bien, vamos a bombardear con armas nucleares a 140 millones de musulmanes y a una rubia de grandes tetas, dice Rumsfeld.
¿Una rubia de grandes tetas? ¿Y por qué quieres matar a una rubia de grandes tetas?
Bush se vuelve hacia Rumsfeld y le dice: ¿Lo ves? A nadie le importan 140 millones de musulmanes muertos.