14.10.04

Fin del santuario


Soldados norteamericanos en el lugar del atentado. (Foto: Stuart Francis, AP)

El lugar más seguro de Irak, la Zona Verde, ya no es tan seguro. Por primera vez desde la llegada de los soldados norteamericanos a Irak, se ha producido un atentado contra un lugar situado dentro de la zona fortificada donde se encuentra el centro de mando político y militar norteamericano en Bagdad (y desde hace unos meses su Embajada y la sede central del Gobierno iraquí).

En el atentado suicida, han muerto cinco personas, de las que tres son estadounidenses. El objetivo era una cafetería muy frecuentada por los soldados. La Zona Verde ha sufrido decenas de ataques, pero siempre con disparos de morteros lanzados desde fuera del perímetro. Esta vez, los autores lograron entrar saltándose las fuertes medidas de seguridad.

El email de Farnaz Fassihi:
Más elogios al email de la periodista del WSJ Farnaz Fassihi por su descarnado y sincero email sobre las terribles condiciones de vida en Bagdad. "If America were a different place today, Farnaz Fassihi would be the next Tom Wolfe", escribe Tony Messenger en el Columbia Daily Tribune.

Otro corresponsal en Bagdad, Karl Wick de The Washington Post, cuenta que muchos de los militares que viven en la Zona Verde comparten el punto de vista de Fassihi: "Her private e-mail, passed along until it emerged from the zone of privacy to whatever you call that place where blogs come from, got it pretty much got it right. I don't think many reporters here would differ with much. Or a lot of people in the military or Green Zone, for that matter".